La ciencia de datos, ese raro bicho ¿nuevo?

1 minute read

La modernidad trajo consigo la facilidad para registrar cosas. Desde los artículos que se compran en el supermercado hasta las secuencias de miles de genes, pasando por la cantidad de goles de cabeza que metió Wanchope Abila en su carrera profesional. Hoy los datos nos inundan y eso puede ser un poco abrumador. Pero no desesperemos, la ciencia de datos está aquí para ayudarnos.

No se puede negar que Data Science es el término de moda en este momento y se le dedican cientos de artículos académicos y períodisticos al año. Suele encabezar las listas de las "carreras del futuro" y de las "habilidades que hay que manejar si o si para conseguir laburo". Data Science is the new sexy, podríamos decir. Pero... ¿es verdaderamente una disciplina nueva? tan nueva como la Stacey Malibú con sombrero.

estado

¡Si, pero el sombrero es nuevo!

En realidad la ciencia de datos abarca muchas técnicas y metodologías que conocemos desde hace mucho, como la visualización de datos, la estadística y la inteligencia artificial. Una caja de herramientas que los analistas tienen siempre a mano para darle sentido a montañas de datos y extraer información útil. Esa información ayuda a que las empresas diseñen sus campañas de marketing o que el médico elija el mejor tratamiento para su paciente. Tener mejor información no impide que se cometan errores ni que se tomen decisiones equivocadas, pero sin dudas reduce las chances.

Aunque a veces suena a ciencia ficción, la ciencia de datos es algo que se aplica a diario alrededor nuestro:

  • Cuando le pedimos algo a “Ok Google” ¡y nos entiende!
  • Cuando nos hacemos un estudio genético para predicir si tenemos predisposición a ciertas enfermedades
  • Cuando Youtube nos recomienda escuchar a AC/DC porque antes estuvimos escuchando a Zeppelin
  • Cuando Netflix propone que veamos Dark porque nos maratoneamos Stranger Things en un finde

"Nos persiguen con largos algoritmos perversos" dice Babasónicos y un poco de razón tienen. Los algoritmos llegaron para quedarse y hoy es raro encontrar una empresa grande que no tenga, o esté pensando en tener, un científico de datos.

Así comenzamos este blog con la idea de acercar la ciencia de datos a todes. Ahí vamos.

Leave a comment